PARTICIPACIÓN DEL PACIENTE EN EL MANEJO DE LA TOXICIDAD DE LA INMUNOTERAPIA

PARTICIPACIÓN DEL PACIENTE EN EL MANEJO DE LA TOXICIDAD DE LA INMUNOTERAPIA

 

La participación activa del paciente que está recibiendo inmunoterapia y en concreto, inhibidores de los puntos de control es esencial. El objetivo es evitar llegar a tener una toxicidad severa que pueda tener graves consecuencias.

He preparado este post para ayudarte a comprender que son estos tratamientos, sus efectos secundarios y la importancia de que le cuentes a tu médico todo lo que te esté pasando.

Desde hace unos años, para el tratamiento del cáncer, además de la quimioterapia, estamos utilizando la inmunoterapia y en concreto los llamados inhibidores de los puntos de control inmunitario (Inmune checkpoints inhibitors). Estos últimos representan un importante avance terapéutico y su utilización ha permitido cambiar de forma clara las cifras de supervivencia en algunos tumores.

La eficacia terapéutica de estos fármacos es muy importante pero también puede llegar a serlo su toxicidad .

Mecanismo de Acción de la quimioterapia y la inmunoterapia

El mecanismo de acción general de la quimioterapia es la destrucción de las células tumorales. Está destrucción no es selectiva por lo que también se dañan células sanas, especialmente aquellas que se dividen. Este daño es la causa de la toxicidad de la quimioterapia.

El mecanismo de acción de los inhibidores de los puntos de control inmunitario es completamente diferente. Actúan aumentando la propia respuesta inmune del organismo, de forma que el propio sistema inmune del paciente destruye a las células tumorales. Este sistema inmune activado, puede también destruir células sanas, como ocurre en algunas enfermedades autoinmunes, dando lugar así a efectos secundarios.

Efectos secundarios de la nueva inmunoterapia

La toxicidad mencionada puede ocurrir en cualquier órgano o tejido. Se  afectan sobre todo la piel, el sistema digestivo, los pulmones, el hígado y órganos endocrinos como la glándula tiroides. Muchos de estos efectos secundarios son leves o moderados pero pueden llegar a ser muy, muy severos.

Es muy importante la rápida identificación de esos efectos secundarios, para poder actuar cuanto antes. Cuando son leves con frecuencia la no administración de algunas de las dosis del tratamiento basta para su control. En general se  puede reanudar posteriormente el tratamiento sin más consecuencias. Por esto último, si estas recibiendo estos tratamientos, es importante que conozcas los posibles efectos secundarios. Si aparecen debes comentarlo con tu médico lo antes posible. También es importante que sepas que estos efectos suelen aparecer tras algunas semanas o meses de inicio del tratamiento, pero en realidad pueden aparecer en cualquier momento, incluso tras un año de tratamiento y hasta tiempo después de finalizar el mismo.

A continuación te explico algunos de estos efectos secundarios:

-Generales: cansancio

-Piel: picor, sarpullido, enrojecimiento cutáneo

-Gastrointestinales: diarrea (a veces con sangre o moco), dolor abdominal

-Endocrinos: cansancio, pérdida de peso, náuseas/vómitos, aumento del apetito, orina en exceso (cantidad o frecuencia). Algunos de estos síntomas aparecen porque se puede desarrollar hipotiroidismo, hipertiroidismo, diabetes y otras alteraciones de las glándulas

-Respiratorios: tos o sensación de falta de aire

-Otros: dolor de cabeza, confusión, dolores musculares o articulares, fiebre, alteraciones de la visión, palpitaciones

Según la intensidad de cada uno de estos síntomas, se gradúan del 1 al 4 (de leve a severo). En función de esa graduación, tu médico decidirá si hay que omitir alguna dosis del tratamiento o tomar otras medidas, como tratamiento con corticoides.

Tu participación es importante en el manejo de la toxicidad

Lo importante de todo esto es que comprendes que tu participación activa en tu cuidado es fundamental. Hay que evitar llegar a tener un efecto secundario que pueda tener graves consecuencias. Es importante que conozcas losefectos secundarios y que sepas que pueden aparecer en cualquier momento.

Si estas recibiendo alguno de estos tratamientos, no dudes en informar a tu médico de la aparición de nuevos síntomas, aunque a ti te parezcan poco relevantes. El equipo médico-paciente es más importante que nunca.

 

 

2019-11-18T18:35:49+01:00